CINE·GENERAL

Por un puñado… de joyas

Tan solo un día después de publicar nuestra entrada sobre los Premios Goya, donde hablábamos del robo de joyas de la gala y algún material de filmación, nos enteramos de la noticia de que el culpable se ha entregado a la policía. Al parecer, se trataba de un operario que no conocía el valor de lo sustraído, y se lo llevó pensando que era bisutería. En fin, aquí se acaba el símil romántico-cinéfilo de la historia ¿o no?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s